domingo, marzo 13, 2016

Mapoe dofarlún (Poema lunfardo)

Cuentan que el lunfardo era la forma más común de comunicarse para los malevos de Buenos Aires en su tiempo. Al invertir las palabras, era casi imposible entender lo que decían sin tener la clave, que era volver a ordenar las sílabas para descifrar lo que querían decir.

En los tiempos que corren, surgieron varias técnicas literarias para enriquecer a las clásicas, y entre éstas se encuentra el uso del lunfardo en diversos escritos y demás obras artísticas, que pueden ser prosas o poemas, entre otros.

Les dejo uno de estos últimos en su versión original, para que vean el efecto que crea, y al lado la traducción.

Nota: clic en la imagen para ampliar.

Poema lunfardo (Mapoe dofarlún)

miércoles, enero 20, 2016

Un poema: La espiga

Uno de los tres poemas que fueron publicados en el libro Tinta, palabra y papel en su edición más reciente. Al igual que el cuento, también es un escrito con base bíblica.


La espiga


Cuatro cristales le forman la espiga.
Ella yace de silencio arraigada.
En el campo, sólo está la luz del día.

No es María. Es otra virgen
que se ha perdido en el agua
y ha resurgido en el iris.

En la tierra del descanso,
ilumina la existencia
y yo mezco en el remanso,

y en el trigo de mi pueblo
tiembla su cuerpo bendito
como un tesoro secreto.

jueves, enero 14, 2016

Un cuento bíblico: El origen de Martina

Les comparto una de las dos historias que fueron publicadas por La Hora del Cuento: El origen de Martina, la cual habla del origen del nombre con una mezcla entre humor y etimología y se enmarca en la época de la Biblia, basándose en parte en sus sucesos.

El segundo relato, Por las cavernasva a ser publicado dentro de poco en la colección de cuentos El mazo y el café en su edición para PC y anunciado en mi página de escritor y en el blog. A estar atentos.

El origen de Martina

Dicen que por aquel tiempo, cuando se estaba gestando la Creación, Dios y los suyos buscaban darles comodidad a sus criaturas. En cierto momento, le dijo Dios a Jesús:

-Hijo mío, ¿y si dejamos en este sitio una bañera para que se mantengan limpios Adán y Eva?

-Podría ser. ¿Por qué no?- contestó el Mesías, y pidió que surgiera la bañera y así fue.

Y, con el surgimiento de la bañera, la usaron durante muchos años los dos primeros habitantes de este mundo, sus descendientes y hasta los animales, mas, cuando fueron expulsados nuestros primeros padres del Paraíso Terrenal, quedó abierta por accidente la canilla que estaba debajo de la ducha.

Pasaron y pasaron miles de años durante el derrame. La grifería era producción directa del Reino de los Cielos, y, por lo tanto, a menos que Él lo decidiera, era imposible que se detuviera la gran vertiente.

En un momento, el principal de nuestros protagonistas -el Maestro- decidió que no quería que el suministro fuera infinito. Sería mejor cortarlo y enseñarles a los humanos a no desperdiciar el valioso recurso. Decidió entonces el Creador que hubiera verano e invierno y que en el verano se llenaran los cántaros, los mares y los ríos con agua, pues éste sería el nombre del nuevo elemento.

Cuenta la historia que la primera de las mujeres que vivieron a orillas de aquel mar fue Martina. Dios me contó una vez cuál fue el propósito.

-Querido Ángel Gabriel, como sabrás, es la Tina la que dio origen al Mar. Por eso decidí que el Mar fuera su hijo, y, como me gusta hacer bromas con los míos, no podía dejar de dotar a una de mis criaturas con aquel nombre. No se lo vayas a contar a nadie: Tina es la mamá del Mar, pero también tiene una nieta.

martes, enero 12, 2016

IV antología Tinta, palabra y papel

Nuevo año, nuevo libro. Una vez más fui publicado en una selección de escritores literarios a nivel continente, esta vez, participando con dos cuentos y tres poemas de mi autoría.
La antología se titula Tinta, palabra y papel y es la cuarta edición llevada a cabo por la Editorial La Hora del Cuento, Bialet Massé, provincia de Córdoba.
Muchas gracias al Dr. Roberto Fernández por el aviso, a Miguel Aguilera por la coordinación y a la Presidenta Selene Lorenzini por incluirme nuevamente en el grupo. Muchas gracias también a la gente de Correo Argentino por hacérmelo llegar.
En breve los escritos. Los dejo con la portada del tomo.

viernes, diciembre 04, 2015

Por las tumbas de las tumbas, una historia de amor ambientada en el futuro

Publicado por La Hora del Cuento BM en la antología digital de los II Certámenes de Verano de la editorial, éste es una de mis cuentos ambientados en el futuro, el cual cuenta la historia de dos jóvenes enamorados que se conocieron en una boda celebrada en la luna.

Dice así:

Por las tumbas de la tumbas

La fiesta de la cátedra estaba llovida de trigo. Yo bailaba -merecido o no- con la más bonita el vals de la boda de los dos terráqueos autoexiliados en la luna.

Salí del ruedo a hablar con el hombre que traía la crema que oficiaría de postre. Le pagué con un casco de corcel fosilizado y seguí bailando. Afuera, como el tiempo no corría (sí en nuestros adentros), no veíamos la hora de volver a la habitación; literalmente: no la veíamos, pues los relojes eran cosa del pasado.

Abrí la puerta. Encontré otra puerta. La abrí y había un laberinto, y en el laberinto una joven desnuda y maniatada. La desaté sin hablar y nos volvimos a la boda, que estaba en la dimensión de arriba.

¡Oh; sorpresa! Mi pareja tenía una bilocación que viajaba más allá de las ropas.

-¿Y más allá de los planetas, Eva?

-Sólo si me encuentro tremendamente concentrada, y eso me costaría la vida. Sabés que cometí muchos pecados en mi nombre y que sólo vos podrías adjudicártelos en el documento de la boda… pero no es nuestra, y estoy comprometida a ser la madrina si esta pareja logra procrear en un páramo así, sin hálitos ni cafeína.

-Comprendo- le dije.

Siguió lloviendo trigo, lo cual -como muestra del dolor telepático que le transmitía mi andar tambaleante- se trocó en una harina que bañó mis dedos y los de mi niña Silva y derritió la crema. Floreció el alcohol. No me gusta. Era una trampa sin trampa.

Bebimos y bebimos hasta intoxicarnos. Alguien nos acercó un revólver. Se lo di a ella y juré en nombre de todos los demonios. Presionó el gatillo y quedé enraizado en aquella luna. Debo decir que era el infierno del desarraigo en el arraigo. Deberé cargar con estas presiones.

Luego, la adolescente se disparó en el cráneo. Hace rato que los humanos no tenemos sangre en la cabeza. Fluyó alcohol mezclado con harina mientras la enviada Silva se concentraba en transportar a todos los seres a la Tierra. Lo cumplió, mas -como estaba destruida- seguía siendo tan apocalíptica su figura como un infierno.

Sonreí plácidamente; besé el cadáver de mi amada en la boca. Resucitó magistralmente, como obra de la harina y del brebaje que sellaba su rostro y no la dejaba hablar. Caos y desesperación pasiva para mí.
Sí; como lo sospechaste: yo estoy en un infierno, con mi compañera callada, que es lo mismo que si no estuviera; la gente invitada a la boda está horadándose en su planeta (nunca fue mío). La pareja tendrá que volver a autoexiliarse, sólo que ahora no tienen rocines; deberán sacrificar otras bestias supervivientes a la Hecatombe. Quiera Alá que haya espíritus peregrinos carniceros en  Mercurio… y amor del cual  sólo se encuentran restos en tumbas de tierra y tumbas de luna.

Ángel Gabriel Cabrera. Material registrado. Derechos reservados.

Resta ósea, uno de mis cuentos

No sólo de poemas vive el lector. Entonces, luego del debut de mis canciones, he aquí el de las obras narrativas: tanto prosas poéticas como relatos y cuentos son los que van a formar parte de mis nuevas publicaciones literarias para complementarlos, y asimismo, en breve, también van a ser expuestos al público -de manera individual y luego colectiva- distintos cuadros propios a manera de incursión en la caricatura, los cuales, tiempo después y si todo sale como fue planeado, se convertirán en cortos animados en Flash para ser visualizados junto con los clips en mi canal de YouTube.

Aquí va, entonces, uno de los textos.

Resta ósea

Suspiré y me perdí en la última voluta de humo. No soy fumador; ni siquiera sé cómo mirarme al espejo luego de tantas noches de luna pura y blanquísima, sin sobresaltos, sin gritos, sin público… y me da vergüenza ser así; de hecho, aún soy autodestructivo, que no es para menos.

Una tarde (o mañana, puesto que el tiempo no existe) iba caminando por un callejón sin salida, mirando los gatos que planeaban como fuegos artificiales, seguramente arrojados objeto de alguna molestia, o viceversa. Creo que eso sería lo correcto. Sólo mi novia multicolor me lo discutiría.

La cuestión es que tropecé y caí llorando, caí llorando antes de golpearme. Es más: ni un golpe me di. Me quedé en el aire como una vieja telaraña azul. Cuando alcé la cabeza, el tiempo estaba suspendido, mas, como el tiempo no existe, no había con qué probar mi hipótesis; ni siquiera una estrella en medio de una fotografía.

Estaba mirando como un bobo el cielo cuando noté que algo se movía. En un principio, supuse que sería el Titanic cruzando por el cielo negro adonde van todos nuestros juglares (quiérase o no, créase o no, ellos también mueren, y éste es el argumento… mejor dejémoslo en cero y un paréntesis). Esbocé una sonrisa; nada. Esbocé dos sonrisas; menos que nada. Cuando ya me cansé de llamarlo, me cayó un pedazo de hueso en el pensamiento. Y sí; a nadie le gusta que lo despierten mientras vuela, y menos si uno no tiene tiempo, o si el tiempo no existe para uno.

-¡Si no hay tiempo, menos habrá huesos- les grité.

-Calle, que aquí descansan sus niños de anoche- replicó el barquillo.

Sin dar otra respuesta que el silencio, seguí mi ruta hasta el fondo, donde me encontré con el final, no la nada; el final, no la nada. El final de todo es el humo; seamos sinceros. Él domina nuestro planeta, pero no mi cabeza, y la misma se mira al espejo, donde alguna vez descubre los huesitos raídos y me dice “circule”.

Ángel Gabriel Cabrera. Material registrado. Derechos reservados.

lunes, noviembre 09, 2015

Adelanto de mi nuevo clip: la Chacarera del ninja

Primer avance de la Chacarera del ninja y adelanto de mi segundo clip para la difusión del álbum solista debut con mis canciones. Tanto la Chacarera del ninja como Viaje de leyenda van a formar parte de la placa folklórica La joven golondrina y de la edición CD + DVD.


Clic en el enlace para ver el vídeo en YouTube | https://goo.gl/VQ3hyC

Galería de diplomas en Literatura y Música

Lo había proyectado hace un tiempo, más allá de que no lo anuncié al público de manera anticipada. Con ustedes, la galería de diplomas, menciones y certificados que vengo acumulando hasta la fecha.
En breve, además, el primer certificado de la Afsca -cuya validación, por falta de tiempo, quedó pendiente- para tener completa la serie de acreditaciones.

Muchas gracias desde ya a todos los organizadores de los distintos eventos y a las agrupaciones y personas que colaboraron con los mismos, y obviamente también a Josefina por armarme los cuadros.

Ver galería en Google+ | https://goo.gl/erI2Jz

domingo, noviembre 01, 2015

Mi poema de la Noche de Brujas

Mi poema en honor al Samhain y a la Festividad de Halloween. Desde ya, les deseo a todos que hayan tenido una excelente noche.

La noche celta
(Poema del Samhain)


La calavera vuela preparando su discurso
de traer una ruina breve y un planeta en sombras
luego del ataque a los hogares de Irlanda.

El hogar de la leña está encendido como fuego
y es calor abrasador el de la gente en las casas,
en los vaivenes de un mundo que quiere nacer de nuevo.

Jack prepara a sus soldados, acólitos grises,
y los huesos son de la lluvia un festín,
pero los celtas tienen un plan.

Son las brujas y hechiceras, los vampiros, esqueletos y demonios
que unen sus manos con la piel
y levantan la defensa de los tiempos.

Llegan las ascuas en llamas, la linterna,
la calabaza de Jack el campesino,
pero ellos dan origen a una fiesta

con la bandera de victoria siempre al frente
y purgando todos los restos del mal que se avecina.

Está llamando al espectro la campana.
Un nuevo encuentro la ceniza de aquel fin.

Material registrado. Derechos reservados.

sábado, octubre 31, 2015

Breve historia de la Noche de Brujas, Jack y el Samhain Celta

Cuenta la historia que en el Año Nuevo Celta o Samhain, en el que venían los espíritus del Más Allá de visita a nuestro mundo, la gente de Irlanda se vestía de demonio, fantasma o vampiro -entre otras figuras- para espantarlo, porque, al llegar a cada casa, la tomaban como ya poseída y cambiaban el rumbo.

Coincide con el 31 de octubre de nuestro calendario -el gregoriano, ya que fue instalado por el Papa Gregorio- y se celebra, mayormente, en Irlanda, América del Norte y algunos países de Europa.

La imagen del esqueleto que generalmente se usa, junto con calabazas y otros, para representarlo, es la de Jack, el de la Linterna, quien se dice que es el comandante de este ejército infernal, condenado por Satanás a no entrar en el Infierno luego de que le jugara una broma que no pudo sortear, y por San Pedro a no ir al Cielo por sus malas acciones.

La Festividad de la Noche de Brujas conmemora los hechos que buscaban ahuyentar a las almas en pena reproduciendo a modo de festejo lo que comenzó a celebrarse aquella noche, de manera previa a la ofrenda de diferentes dones de la cosecha irlandesa en forma de deseos para la prosperidad del año siguiente.